Película, “Otoko-tachi no Yamato” (Los hombres del Yamato)

otoko_tachi_no_yamato-caratulaLa película “Otoko-tachi no Yamato” (Los hombres del Yamato) fue estrenada en el año 2005 conmemorando el 60 aniversario del hundimiento de acorazado Yamato, está basada en la novela del mismo nombre de la autora Jun Henmi escrita en 1983.

La película fue dirigida por Jun’ya Satô e interpretada por Takashi Sorimachi, Shido Nakamura, Yû Aoi, Kenichi Matsuyama, Junichi Haruta y Tetsuya Watari entre otros.

La trama se desarrolla a través de la hija de uno de los marineros que se creían fallecidos en el hundimiento del Yamato, su intención es mediante una embarcación alquilada, llegar al punto del hundimiento y rendir homenaje al barco y tripulación. En el transcurso de la travesía la protagonista relata al patrón de la embarcación alquilada y a su aprendiz, de manera retrospectiva, los hechos que llevaron al Yamato a su última batalla.

BARCOS USADOS EN LA PRODUCCIÓN

El equipo de producción construyó una pequeña parte del acorazado con todo lujo de detalles a escala real, en concreto una parte de él desde la sección media hasta la proa con dos de las torretas principales de artillería, una secundaria más algunas de antiaéreas, y parte del costado de babor del acorazado.  Las autoridades japonesas no permitieron la construcción de la superestructura del puente amparándose en la llamada “Ley de Normas de Construcción”, por tanto el equipo utilizó imágenes de otra réplica existente del Yamato en el Museo Marítimo de Kure a una escala menor de 1:10, para reproducirlas en postproducción mediante efectos especiales realizados por ordenador.

Replica_Yamato1
Así debió de lucir su artillería principal

La parte reproducida a escala real se construyó en los astilleros Hitachi Zosen Corporation en Onomichi en la Prefectura de Hiroshima, de marzo a junio de 2005, con un coste de 600 millones de Yenes japoneses.

Replica_Yamato2

Una vez terminados los trabajos de filmación en la réplica del acorazado Yamato, el set de rodaje se abrió al público, del 17 de julio de 2005 al 7 de mayo de 2006, periodo durante el cual se recibió alrededor de un millón de visitantes. Una vez se desmanteló la réplica, la artillería simulada fue entregada al Museo Yamato mientras que el vestuario y demás accesorios fueron cedidos a la ciudad de Onomichi.

EL BARCO

El acorazado Yamato fue el cabeza de serie que lleva su mismo nombre, estaba compuesta originalmente de tres unidades: el Yamato, el Musashi y el Shinano. Todos ellos fueron los buques de guerra construidos hasta la fecha más grandes y más armados de la historia y de la Segunda Guerra Mundial.

yamato musashi

El giro ultra nacionalista y la política expansionista del gobierno japonés provocó que en 1934 abandonara la Sociedad de Naciones, organización en la que Japón gozaba de ser miembro permanente de su consejo, además de haber colaborado en su fundación en 1919. Ese mismo año de 1934, el gobierno japonés anunciaba que no renovaba su adhesión al Tratado Naval de Washington, según el punto de vista japonés este tratado no permitía que la flota japonesa creciera al mismo ritmo que las flotas de la Royal Navy o US Navy, creyéndose por tanto en inferioridad armamentística.

La marina de guerra japonesa una vez libre de las regulaciones del Tratado Naval de Washington, comenzó el desarrollo de una nueva serie de acorazados con un desplazamiento superior a las 70.000 toneladas capaces de enfrentarse a más de un barco de guerra a la vez.

La construcción del gigantesco acorazado comenzó Arsenal Naval de Kure en Hiroshima con la puesta de quilla el 4 de noviembre de 1937, en un dique especial debido a su tamaño y se ocultó bajo un gran pabellón parte del dique para evitar ser descubierto por espías norteamericanos.
El acorazado fue bautizado con el nombre de Yamato en honor a una provincia japonesa siendo el segundo buque de guerra de esta nación en llevarlo, sería puesto a flote el 8 de agosto de 1940 y entregado a la armada imperial japonesa el 16 de diciembre de 1941.
El acorazado gemelo Musashi, sería construido en los astilleros de Mitsubishi en Nagasaki, siendo botado el 1 de noviembre de 1940 y entregado el 5 de agosto de 1942.
El último de la serie, el Shinano, su construcción se inició el 4 de mayo de 1940 pero después de la debacle de la flota japonesa en Midway se decidió reconvertir al Shinano en portaaviones, de hecho de haber terminado su construcción habría sido con diferencia el mayor portaaviones de la Segunda Guerra Mundial con un desplazamiento de 71.890 toneladas a plena carga y con una capacidad máxima de 120 aviones. Fue destruido por el submarino USS Archerfish SS-311 el 29 de noviembre de 1944.

shinano

El acorazado Yamato desplazaba 72.800 toneladas a plena carga, y sus dimensiones eran 263 metros de eslora total por 36,9 metros de manga y 10,86 metros de calado.
Era propulsado por 12 calderas Kampon que alimentaban a 4 turbinas de vapor con una potencia de 150.000 hp. a 4 ejes, su velocidad máxima era de 27,6 nudos y su autonomía de 7.200 millas náuticas a 16 nudos. Dotación, de 2.500 a 2.800 tripulantes.

Su armamento original constaba de 9 cañones de 460 mm. en tres torres triples (dos a proa y una a popa), 12 cañones de 155 mm. (4 torretas triples), 12 cañones de 127 mm. (6 torretas dobles), 24 cañones de 25 mm. (8 montajes triples) y 4 cañones de 13 mm. (dos montajes dobles).
En 1945 fue reacondicionado para las operaciones navales en el Pacifico Sur, se modificaría el armamento sobretodo el antiaéreo pasando de un total de 61 piezas de artillería en 1941 a 205 piezas en 1945, la configuración final sería la siguiente: 9 de 460 mm., 6 de 155 mm., 24 de 127 mm., 162 de 25 mm. y 4 de 13 mm.
Disponía de instalaciones a popa para embarcar hasta siete hidroaviones y dos catapultas para lanzarlos, más las grúas para recuperarlos del agua.
Como último exponente de la tecnología japonesa de la época, el Yamato iba equipado también con sistemas de radar para la vigilancia aérea y de superficie, así como dirección de tiro. Embarcaba el radar Mk. 2 modelo 2 capaz de detectar a un acorazado a una distancia de 35 kilómetros, estaban instalados en lo alto de la superestructura que alojaba el puente de mando.

LA HISTORIA REAL

El 12 de febrero de 1942 hasta principios de 1943 el acorazado Yamato actuó como buque insignia de la Flota Combinada japonesa al mando del almirante Isoroku Yamamoto, con anterioridad este honor lo ostentó el acorazado Nagato. Días después queda asignado a la 1ª División de Acorazados junto al Nagato de 42.850 toneladas y el Mutsu de 32.850 toneladas.

yamato

Bajo el mando del almirante Yamamoto del 4 al 7 de junio de 1942 participó en el ataque fallido japonés a las Islas Midway con catastróficas pérdidas por parte de la flota japonesa.

Al inicio de la campaña norteamericana del Mar de Filipinas, el Yamato inicialmente tenía el cometido de realizar misiones de transporte de tropas junto al Musashi para reforzar a la guarnición de la Isla de Biak, esta misión se canceló al atacar fuerzas norteamericanas las Islas Marianas. Así pues del 19 al 23 de junio fue asignado a escoltar las fuerzas navales japonesas de la Flota Móvil de Ozawa, no tomó parte activa en la batalla pero aunque lo hubiera hecho tampoco se hubiese podido mejorar el resultado de la misma.

El 28 de agosto de 1942 el comandante del submarino norteamericano USS Flying Fish SS-229 se encontró cerca de las Islas Carolinas con el acorazado Yamato que identificó erróneamente como un acorazado de la clase Kongō , en esas fechas la US Navy desconocía de la existencia del Yamato y de su gemelo el Musashi. Le disparó cuatro torpedos, de los que dos se perdieron y otros dos detonaron prematuramente, de los detonados el comandante norteamericano los apuntó como impactos, el Yamato no resulto dañado.

Otro submarino el USS Skate SS-305 estuvo a punto de dañar sino de hundir al gran acorazado, el día 25 de diciembre de 1943, como si fuera un regalo de navidad se le presentó este gran blanco al comandante de USS Skate. Le lanzó cuatro torpedos a una distancia de 2.200 yardas (poco más de 2.000 metros), desde el submarino norteamericano se escuchó una explosión además del ruido de dos o tres torpedos rozando el casco del acorazado Yamato. El resultado del ataque fue un impacto con explosión de un torpedo que le abrió una vía de agua a la altura de la torreta número 3, por la vía de agua abierta se internaron en el buque 3.000 toneladas de agua, mucho más de lo previsto según el diseño original del barco. El Yamato consiguió llegar al puerto de Truk y ser reparado con asistencia del buque de reparaciones Akashi.

Así mismo tuvo una discreta participación en la Batalla del Golfo de Leyte, entre los días 22 a 25 de octubre de 1944, se asignó al gran acorazado a la Fuerza Central del almirante Takeo Kurita. Esta fuerza estaba compuesta por cinco acorazados liderados por el crucero pesado Atago y buque insignia de Kurita, seguidos por el Yamato, Musashi, Kongō y  Haruna, además de diez cruceros pesados, dos cruceros ligeros y quince destructores.

yamato sibuyan sea
El Yamato es alcanzado con una bomba

Esta flota fue interceptada por dos submarinos norteamericanos, el USS Darter SS-227 y USS Dace SS-247, fue el concreto el USS Darter que tras situarse en posición de tiro y disparar seis torpedos alcanzó con cuatro de ellos al crucero pesado Atago, con otra salva de torpedos el USS Darter dañó seriamente al Takao que consiguió volver a puerto; por su parte el USS Dace hizo lo propio disparando sus torpedos contra el Maya hundiéndolo.
El almirante Kurita traspasó su estado mayor del malogrado Atago al acorazado Yamato.

La fuerza de ataque siguió su camino con la intención de detener los desembarcos aliados en Leyte, son interceptados primero por aviones del portaaviones USS Enterprise CV-6 y un par de horas más tarde se suman al combate aviones del portaaviones USS Intrepid CV-11 y del portaaviones ligero USS Cabot CVL-28. Durante ese día el acorazado Musashi se convirtió en el blanco de los ataques enemigos y tras recibir impactos de diecisiete bombas y diecinueve torpedos acabó por hundirse esa misma tarde bajo los ataques de la aviación embarcada de los portaaviones USS Enterprise CV-6 y USS Franklin CV-13.

musashi
El acorazado Musashi bajo fuego enemigo

La mañana del día 25 de octubre de 1944, el acorazado Yamato hizo tronar por primera y última vez sus cañones de 460 mm. en combate contra otros buques, las víctimas fueron el portaaviones de escolta USS Gambier Bay CVE-73 y el destructor USS Hoel DD-533 integrados en el Grupo de Tareas 77.4.3 (Task Force 77.4.3) o también llamado Taffy 3 de la Séptima Flota de la Marina de los Estados Unidos.
Este Grupo de Tareas quedó como única defensa de los soldados que habían desembarcado en Leyte, su fuerza la componían 6 portaaviones de escolta, 3 destructores, 4 destructores de escolta y unos 400 aviones.
En defensa de la Taffy 3 el almirante Clifton Sprage lanzó sus aviones y destructores contra los acorazados en una batalla desigual.

yamato 6
Fotograma de la película, el Yamato abriendo fuego con la batería principal

El acorazado Yamato alcanzó a uno de los destructores, el USS Hoel DD-533 que posteriormente resultaría hundido, además dañó y hundió al portaaviones USS Gambier Bay con una salva de sus baterías principales de 460 mm. perforando los proyectiles la cubierta de vuelo y explotando en el hangar, abrió un agujero de 25 por 38 metros, con los daños sufridos no se pudo lanzar los aviones para defender y/o atacar al acorazado, la única defensa del portaaviones era la artillería de 40 y 20 mm. antiaérea, además de intentar reducir la distancia con el acorazado para evitar que pudiera dispárales con sus baterías principales. Finalmente Kurita decidió terminar con el portaaviones norteamericano lanzándole un proyectil San-Shiki, este proyectil se utilizaba normalmente contra aeronaves y tenía un gran poder de fragmentación con metralla incendiaria. El proyectil de 460 mm. volvió a penetrar en la cubierta explotando de nuevo en el hangar y alcanzando con la metralla incendiaria a los aviones allí estacionados preparados para el combate, cargados de armamento y combustible. Una gran explosión abrió un boquete de 68 metros y el barco comenzó a hundirse, un minuto después todo había terminado. Murieron 72 tripulantes de 854.

USS_Gambier_Bay_CVE-73
Portaaviones de escolta USS Gambier Bay CVE-73 bajo fuego japonés

En abril de 1945 y como última medida para frenar los desembarcos norteamericanos en Okinawa, la flota japonesa inició el mayor ataque suicida de la historia en la llamada Operación Ten-Go. Esta flota suicida japonesa encabezada por el acorazado Yamato y seguida por un crucero ligero más ocho destructores y 115 aviones basados en tierra, entablaron combate con la flota norteamericana del almirante Marc Mitscher liderando la Task Force 58. Esta Task Force estaba compuesta por 11 portaaviones, 6 acorazados y su grupo de escolta de destructores.

Ante la abrumadora superioridad aérea norteamericana, los barcos japoneses fueron cayendo uno a uno, aunque el objetivo era el Yamato, la flota japonesa recibió hasta tres oleadas de aviones norteamericanos.

yamato ten go
Operación Ten-Go, el Yamato inicia las maniobras evasivas

El Yamato mediante maniobras evasivas procuraba y a menudo conseguía evitar los torpedos y las bombas que le eran lanzados, aun así recibió el impacto de al menos ocho torpedos y más de quince bombas. Estos primeros ataques dejaron inoperativo el centro de control de daños y obligaban a la dotación a improvisar sobre la marcha para evitar el hundimiento del acorazado aún con el coste de vidas humanas. Al menos cuatro torpedos impactaron en el costado de babor, provocando grandes inundaciones en las salas de máquinas y calderas que ocasionaron una escora de 15 a 18 grados a babor. En la tercera oleada de ataques otros tres torpedos impactaron en el lado de babor empeorando así las inundaciones, cuando la sala del timón quedó inundada se perdió el control del buque dejándolo en un giro constante hacia estribor. Con la escora provocada no podían abrir fuego las baterías principales, además los incendios provocados por las bombas se acercaban peligrosamente a los almacenes de munición.

yamato 7
Fotograma de la película, recreación del Yamato bajo fuego enemigo

Fue entonces cuando el comandante del buque al percatarse de la irrecuperable situación del Yamato, sin control de dirección, sin prácticamente potencia y consumido por los numerosos incendios, ordenó el abandono del buque, orden que cumplió toda la tripulación excepto el almirante Ito y el comandante del Yamato. Veinte minutos más tarde el acorazado volcó y empezó a hundirse, momento en el que una gigantesca explosión destruyó al acorazado, la detonación generó una nube de humo de 6 kilometros de altura y pudo verse a más de 160 kilómetros de distancia.

http://ww2db.com/
Explosión del gran acorazado

De una tripulación de 3.332, se estimó que murieron 3.055 y con tan sólo 277 supervivientes.

EN LA ACTUALIDAD

El acorazado Yamato se encuentra hundido a unos 250 kilómetros al suroeste de Kagoshima, a 340 metros de profundidad partido en dos, el pecio se descubrió oficialmente en una expedición el 31 de julio de 1985.
En 2015 el millonario Paul Allen co-fundador de Microsoft, organizó una expedición para hallar los restos del Musashi utilizando como base el yate MY Octopus. Los restos del Musashi reposan a una profundidad de un kilómetro en el fondo del Mar de Sibuyán en las Islas Filipinas.

musashi 2
Los restos del Musashi

En la actualidad en el llamado Museo Yamato situado en Kure, se puede contemplar una maqueta a escala 1:10 del gran acorazado. También hay en exposición permanente un caza Zero y un torpedo suicida Kaiten.

Anuncios

Película, 30 segundos sobre Tokio

30_Segundos_Sobre_Tokio-CaratulaLa película “30 segundos sobre Tokio” fue estrenada en 1944 bajo la dirección de Mervyn LeRoy, producida por Sam Zimbalist y basada en el libro de 1943 del mismo nombre del escritor Ted W. Lawson, Dalton Trumbo fue el encargado de adaptar el guion para la película.

Los actores principales eran Van Johnson, Robert Walker, Spencer Tracy y Robert Mitchum.
La película ganó un premio Oscar de la academia a los mejores efectos especiales y fue nominada por la mejor fotografía.

Está basada en la experiencia personal del piloto de bombardero B-25, el teniente Ted W. Lawson con su avión “the ruptured duck” o “el pato cojo”, durante el ataque de represalia a Japón liderado por el teniente coronel James H. Dolittle el 18 de abril 1942, como respuesta a al ataque japonés a Pearl Harbor el 7 de diciembre de 1941.
El avión de Lawson junto con otros 15 B-25, serían lanzados desde el portaaviones USS Hornet CV-8, recordar que el bombardero medio B-25 no es un avión naval, era operado la Fuerza Aérea de los Estados Unidos (USAF), basada en tierra.
El mismo Ted W. Lawson fue uno de los asesores de la Fuerza Aérea que participaron en la producción de la película.

Doolittle Tokyo Raiders, Crew No. 7
Ted W. Lawson (segundo por la izquierda) y su tripulación

Para la filmación de la película no se pudo utilizar el portaaviones USS Hornet debido a que fue hundido meses después del ataque a Tokio, el 27 de octubre de 1942 durante la Batalla de las Islas de Santa Cruz. Por tanto se tuvo que construir en los estudios de filmación una isla y una cubierta de vuelo de portaaviones como la del USS Hornet lo más realista posible, además de algunos interiores. Otros escenarios del rodaje fueron la Base Aérea de Hurlburt y el campo de aviación de Peel Fiel en la Base Aérea de Eglin en Florida.

Hornet 1
Maqueta del USS Hornet y un B-25

El avión utilizado sería del mismo tipo pero de un modelo superior en concreto los B-25C y –D, y el resto serian producidos por los técnicos de efectos especiales.

EL BARCO

El portaaviones USS Hornet CV-8 era el tercer y último de la clase Yorktown además de ser el séptimo buque de la Armada de los Estados Unidos (US Navy) en llevar este nombre.
Fue construido en los astilleros norteamericanos de Newport News Shipbuilding & Drydock Co. en Newport News, siendo botado el 14 de diciembre de 1940 y dado de alta el 20 de octubre de 1941.

USS_Hornet_CV8_2
USS Hornet CV-8 (vía Navsource.org)

Desplazaba 25.900 toneladas a plena carga, y sus dimensiones eran de 230 metros de eslora por 35 metros de manga y 8,5 metros de calado. Era propulsado por 9 calderas Babcock & Wilcox que alimentaban a 4 turbinas de vapor con una potencia de 120.000 shp. a 4 ejes, que le daban una velocidad máxima de 32,5 nudos y una autonomía máxima de 12.500 millas náuticas a 15 nudos. Dotación, 2.919 tripulantes entre marineros y personal de vuelo.
Su armamento defensivo constaba de 8 cañones de 127/38 mm., 4 cuádruples de 28/75 mm., 24 ametralladoras M2 Browning de 12,7 mm. y una capacidad para operar con 72 aviones de distinto tipo.
Aunque su desplazamiento no era poco, 25.900 toneladas a plena carga, si fue limitado a causa del tratado naval vigente en esas fechas, el llamado “Segundo Tratado Naval de Londres” firmado el 25 de marzo de 1936. En este tratado se establecía un límite de tonelaje y armamento según el tipo de barco, en el caso de los portaaviones dicho límite era de 23.000 toneladas, que se podía exceder si otra nación lo superaba y si por el bien del interés nacional se requería la construcción de portaaviones con ese desplazamiento a fin de equilibrar la balanza.

El USS Hornet además del ataque a Tokio, participó en la Batalla de Midway en junio de 1942, en la campaña de las Islas Solomón de agosto a octubre de 1942 y en la Batalla de las Islas de Santa Cruz en donde sería hundido.
En esta batalla el portaaviones sufrió varios ataques coordinados de los aviones de  bombardeo en picado Aichi D3A y torpederos Nakajima B5N acertando en el blanco con diversas bombas y dos torpedos, dos de los aviones Aichi D3A se estrellaron en el USS Hornet, uno en la isla y otro en la proa.

Hornet_Santa_Cruz
El USS Hornet bajo ataque japonés en las Islas Santa Cruz

A pesar de que la flota japonesa se acercaba, se intentó recuperar al portaaviones que había perdido la potencia eléctrica y la propulsión, remolcándolo desde el crucero USS Northampton CA-26 pero sin grandes resultados. Finalmente se ordenó el abandono del buque y su hundimiento, hundimiento que se empezó a cañonazos desde la flota norteamericana pero al llegar la flota japonesa no tuvo más remedio que dispersarse, fueron estos últimos los que acabaron con el USS Hornet.

Parte del metraje de la película forma parte de un documental filmado in situ durante los días de navegación de la Task Force 16 rumbo al punto de despegue de los bombarderos para documentar el evento, este equipo de filmación estaba dirigido por el oficial de marina retirado y director de cine John Ford, que durante la guerra pertenecía a la OSS (Office of Strategic Services u Oficina de Servicios Estratégicos), los integrantes de la OSS se dedicaban a realizar documentales para el Departamento de Marina.
Como curiosidad, mientras John Ford estaba embarcado a bordo del crucero USS Salt Lake City CA-25, se enteró por radio de que su última película “¡Qué verde era mi valle! había ganado cinco premios Oscars.

EL ATAQUE A TOKIO

El principal objetivo de la misión era el doble golpe psicológico, primero para el enemigo japonés, mediante este ataque hacer que se sintiera inseguro en su propio territorio, a pesar de la gran distancia entre ambos contendientes; el segundo golpe sería una inyección de moral para las tropas y ciudadanía norteamericana, poder realizar este ataque al enemigo en su casa y devolverles el golpe de Pearl Harbor.

Para esta misión se seleccionó a un piloto de la Fuerza Aérea, el entonces teniente coronel James H. Doolittle, él mismo selecciono el tipo de avión, el bombardero de tipo medio North American B-25B Mitchell en concreto los que pertenecían al 17 Grupo de Bombarderos junto con un grupo de tripulantes voluntarios.

Doolittle Tokyo Raiders, Crew No. 1
James H. Doolittle (segundo por la izquierda) con su equipo a bordo del USS Hornet

El B-25 tenía un alcance de unos 2.174 kilómetros pero para la misión que se pretendía realizar necesitarían hasta el último kilómetro y toda la potencia que pudieran dar sus motores, para ello realizaron algunas modificaciones en los aviones. Las más destacables fueron el desmontaje de la torreta de ametralladoras ventral, la retirada del pesado equipo de radio de largo alcance, retirada del sistema de puntería del bombardero (substituido por uno igual de eficiente pero más ligero) y adición de tanques y latas de combustible.

North-American-B-25-Mitchell
North American B-25 Mitchell

Inicialmente se seleccionaron a 24 aviones junto con sus 120 tripulaciones y fueron trasladados a la Base Aérea de Eglin en Florida. Bajo el más absoluto secreto allí empezarían el entrenamiento para poder despegar desde una pista muy corta como la de un portaaviones, además de practicar bombardeos a bajo nivel y de noche. Finalmente de los 24 aviones y tripulaciones originales tan solo 16 aviones con sus 80 tripulaciones fueron los asignados a la misión, de los ocho descartados uno lo fue por accidente, otro por una avería y el resto no pasaron la inspección final.

El portaaviones asignado a la misión y desde donde despegarían los bombarderos fue el USS Hornet CV-8 asignado a la Task Force 18 que se combinaría con Task Force 16 del vicealmirante William F. Halsey Jr. La dos flotas combinadas la compondrían entonces dos portaaviones el USS Hornet CV-8 y el USS Enterprise CV-6, más tres cruceros pesados los USS Salt Lake City CA-25, USS Northampton CA-26 y USS Vicennes CA-44, más ocho destructores, dos submarinos y dos petroleros de flota.

USS_Fanning_USS_Enterprise
Destructor USS Fanning y portaaviones USS Enterprise rumbo al punto de lanzamiento de los aviones B-25

Esta flota tenía una ventaja de la que Japón carecía, el radar, el portaaviones USS Enterprise disponía de esta tecnología para la detección de aviones y barcos enemigos realizando las tareas de alerta temprana; mientras que la marina y el ejército de Japón solo podían detectar movimientos enemigos con un gran despliegue de barcos y aviones, barcos y aviones que podían ser detectados mucho antes por los radares del USS Enterprise.
De hecho fue uno de estos barcos japoneses, un pesquero armado llamado Nitto Maru, fue quien presuntamente dio la alerta a Japón de la aproximación de la flota norteamericana antes de ser destruido por aviones del USS Enterprise y su escolta.

Por riesgo de haber sido delatados por el Nitto Maru, se decidió desplegar a los bombarderos antes de lo previsto, aun faltaban diez horas de navegación para llegar al punto óptimo.

WWII  DOOLITTLE RAID ON TOKYO
Momento del despegue de los bombarderos

Era la primera vez que los B-25 despegaban desde un portaaviones, con anterioridad solo lo habían hecho en prácticas desde tierra. El primer avión en despegar ese sábado 18 de abril de 1942, fue el del teniente coronel Doolittle y tras de él lo hicieron el resto de aparatos.

Hornet_compo
Comparativa de la disposición de los bombarderos en el portaaviones, izquierda imagen real y derecha fotograma de la película

Los aviones llegaron a Japón seis horas después de partir del USS Hornet, bombardearon 10 objetivos militares e industriales en Tokio, Yokohama, Yokosuka, Nagoya, Kobe y Osaka. Encontraron poca resistencia de artillería antiaérea y algunos cazas, de los que derribaron a uno.

Ruta_bombarderos

Acabado el bombardeo los aviones pusieron rumbo hacia China con el poco combustible que les quedaba, encendieron las radioguías pero no captaron la señal del avión que debía guiarlos hasta el punto de aterrizaje seguro en China. Se perdieron todos los aviones al llegar a la costa este de China, bien porque se estrellaron por falta de combustible o en intentos de aterrizaje forzoso por la misma causa; menos uno que se dirigió a la Unión Soviética aterrizando a unos 65 kilómetros de la base aérea de Vozdvizhenka donde fueron capturados como prisioneros.

De las 80 tripulaciones lograron salvarse 69: 3 murieron en los intentos de aterrizaje, 8 tripulantes fueron hechos prisioneros por los japoneses de los que tres fueron juzgados y ejecutados y uno murió por enfermedad en cautividad, los otros cuatro vivieron para contarlo.

L1/Japan, Tokyo Raid/1942/pho 53
Teniente Robert L. Hite, capturado y puesto en libertad posteriormente

El líder de la misión, Doolittle, y su tripulación cayeron en paracaídas en un campo de arroz en medio de las líneas japonesas de donde fueron rescatados por guerrilleros chinos.

Doolittle_s_plane
Los restos del avión de Doolittle

En cuanto al protagonista de la película y autor del libro el teniente Ted W. Lawson, en un intento de aterrizaje estrelló su avión en la pequeña isla de Nantien en medio de una tormenta, toda su tripulación sobrevivió.

Las consecuencias del bombardeo según los japoneses fueron mínimas, mas no por parte norteamericana que calificó la misión de un éxito rotundo aun habiendo perdido todos los aviones, aunque la mayor victoria fue la psicológica.
En cambio el líder de la misión, el teniente coronel Doolittle creía que la misión había fracasado y efectivamente así parecía cuando al llegar a los Estados Unidos fue juzgado por la pérdida de los 16 aviones, aunque la mayor sorpresa fue cuando se lo ascendió a general y a la postre recibió del presidente de los Estados Unidos Franklin D. Roosevelt la Medalla de Honor.

En la actualidad como memoria permanente de la hazaña de esos hombres y aviones, existe una réplica de un B-25B en el Museo Nacional de la Fuerza Aérea de los Estados Unidos, recreando las operaciones de mantenimiento a bordo del USS Hornet, ubicado en la Base Aérea de Wright-Patterson en la ciudad de Dayton, Ohio.

Ruptured_Duck
El “Ruptured Duck” rumbo a su destino